Recitando en Café de Alba

Recitando en Café de Alba
Recitando en Café de Alba. Murcia 23 de Noviembre de 2012.

Junto al retrato de mi tío abuelo Francisco Ayala (Premio Cervantes).

Junto al retrato de mi tío abuelo Francisco Ayala (Premio Cervantes).
Junto al retrato de mi tío abuelo Francisco Ayala (Premio Cervantes).Biblioteca Nacional (Madrid).

V Encuentro de Poesía en la Red. Sigüenza (Guadalajara), 23 y 24 de septiembre de 2011.

viernes, 21 de junio de 2013

SHANGRI-LA. (Cover) Tributo a Huracán Bañón.

Con un pie escayolado, (aunque no se vea) y si la familia llega de visita, esto es lo menos que se puede organizar en casa. Que lo disfruten!

lunes, 17 de junio de 2013

Más allá





Una cama sin hacer. 
Unos platos por fregar del último desayuno. 
Un frigorífico lleno de frutas, tomates...
Un cesto lleno de naranjas,
y el jamón, por comer. 
Una hogaza de pan, y
muchos panecillos,
ay, 
llaman al recuerdo. 
Esperanza y soledad:
vaga definición para un amor completo.
Si buscaba un compás imposible
se musicó en tu regazo.
Una nota discordante: el miedo,
dividió la partitura.
Quizá para escribir nuestra música
era necesaria la inmolación
para completarla
con el último de todos los silencios. 
Aún así, 
miro la cama, 
la nevera llena,
la fruta, 
la hogaza de pan...,y 
oigo tu corazón latiendo
con sonido latino,
y tu voz cantándome flojito al oído,
desde el alma,
para mi alma,
convirtiendo
de infinito a finito,
el tiempo de amar.

jueves, 23 de mayo de 2013

El Milagro Violeta del Alba


EN LA VOZ DE JOSE MARÍA GARCÍA TUDELA.



PUBLICACIÓN EN LA REVISTA CULTURAL LA PUERTA FALSA. MURCIA, 1997.

jueves, 16 de mayo de 2013

En la Noche Fresca

Gracias, Beatriz, por este hermoso regalo. Para mí es un honor que hayas puesto en tu voz, como  gran locutora de radio que eres, este poema.

miércoles, 15 de mayo de 2013

"Adiós"


/Perdón por la publicidad)

Adiós tiembla, cae, se derrite.
Deja las manos en estaciones perdidas.
Llena de sombras blancas paredes.
Ilumina estaciones de frío cansado...
Adiós es posible,
regreso callado de nubes vencidas,
batalla perdida,
puerta abierta a la esperanza rota.
Te tomo la palabra y recojo mis lágrimas,
lluvia de verano quebrada
contra la cadera inexacta de la lucha.
Respiro hondamente el aire
que tu cuerpo me deja en su despedida;
me vuelvo loca quizá
si pienso que adiós es tu nombre
y no lo recuerda la memoria.

BAJO LOS ROBLES


Bajo los robles la quietud se disfraza de ave,
se enreda en la copa de los árboles
cuando la lluvia llega de improviso
-como llega la alegría-
a reverdecer el musgo
en su aposento de roca,
y la vida,
empapada de verde

de agua,
de risa,
de nostálgica melancolia,
cae sobre mis brazos
-alas que se cierran al olvido-
y deslizándose hasta mis manos
me quema.
Begoña es (Lunska Nicori)
A Federic Chopin
EN EL JARDIN DE TU CELDA (Valldemossa).
Quizá las notas de aquel vals
que tanto te costaron
fueron el gorgeo de algún pájaro
encaramado a tu sentido.

Publicación: Revista informativa y cultural de la Universidad de Murcia Nº º16-17 Mayo-Junio 1987


Ante el sueño tuyo
I
La música, vencida en el recuerdo
prende en mis manos
el ritmo de tu cuerpo:
aquel acorde único.
II
Cedes sin querer un rastro de tu luz.
En esta hora
la tristeza deja caer sus pétalos
y desciende su perfume,
los párpados se abren a la sombra
y la sonrisa,no obstante,
se descubre ante ti.
III
Tendría que resolver el enigma,
conocerte hasta romper el vidrio de tus ojos
para acallar el rayo indulgente
y pulir las sombras de nuestro destino.
Haces y deshaces con tanta facilidad
que un día las palabras van a esperarte
por sorpresa en cualquier esquina
y las paredes simularán párpados que se cierran
como una flor noctámbula en el sol del verano.
No me atrevo a llamarte mío,
pero sobre todo no me atrevo a pertenecerte;
el otoño sucumbe si lo nombras
a golpes en mi brazo.
IV
¡Cómo salvarme de tu inédito rostro!
V
Toda la casa se rompe de silencio
para adorarte.
Cubro tu cuerpo
-con esa descuidada forma
abandonado a la penumbra-
y no resta la sábana
belleza a tus miembros ocultos.
De puntillas busco con qué deleitarte
cuando despiertes.
Begoña es: Lunska Nicori

Frío


"Siento frío en el trozo de corazón
que tu ocupas".
Lágrimas invisibles destellan de mi dolor.
Nuestro tiempo, ahora recorre su plenitud pasada
negando la luz de la tristeza...:
realmente existimos,
siento como un milagro la belleza que juntas alcanzamos,
y sigo inundándome,
cayendo en ese pozo
donde ya nada lo refleja.
Supongo que, como la vida,
la muerte,
es otro milagro
al que no quiero acosumbrarme.

Mirarme desde dentro

A veces necesito darme la vuelta y tropezarme con mi espalda, seguir su curvatura de planeta desolado, mirarme desde lejos para habitarme y encontrar mis oasis olvidados, porque el mundo para mi sigue siendo esa parcela del asombro que a veces niego mientras paseo por mi ombligo, donde la vida se convierte al menor descuido en puro desencuentro. Para poder andar hacia mi, primero tengo que alejarme: no hay nada más difícil que interiorizar desde la pérdida de la perspectiva desde donde uno nunca se encuentra el centro y mucho menos aún encuentra sus vértices. Lo más difícil es ir trazando ese mapa de trayecto en solitario, surcar sus picos que terminan en la frente, navegar por la corriente de la aorta y salir indemne de sus rápidos...; más no hay mayor aventura que nuestra propia selva en donde las lianas son los pensamientos que, ora nos arrojan, ora nos balancean, ora nos salvan del vacío o de la nada, ese pais (¿) inanimado (?) que en ocasiones se esconde debajo de las pestañas para engrandecerse con el efecto lupa de las lágrimas o de la derrota. Y es justo saber la procedencia de nuestras fuentes, conocer su hondura, porque somos como los rios que, siempre van a desembocar en el océano de otros y es allí, en el otro lado, donde crecen nuestras semillas y donde se justifica, muchas veces, la larga andadura por la incógnita.
Ahora que miro nuevamente mi interior tapizado de almendra, descubro tus surcos de tierra removida donde impusiste la calma y tu estrategia para ganarle a la tristeza su parcela de olvido o darle la luz que necesitaba para transformarla en sencillo mar sereno. Quiero invitarte a que te adentres en esa cueva de coral rojo que depositaste, como si nada, en el fondo de mi torpe existencia; quiero darte su color, que es tuyo; quiero darte su calor que es tuyo, y regalarte su misterio para que resida en la comisura de tus labios, y encontrarme también, cuando te vea, viviendo en tu sonrisa...., tu sonrisa franca y contagiosa, tu sonrisa, amiga, tu sonrisa...

Y sin embargo


Aquella vez la noche era su pelo
oscuridad que no podían mecer mis manos
ni alcanzar con un gesto.
Yo, lo sabía, y sin embargo le sonreí,
citando a mi corazón con un sueño.
Debí guardar aquella sonrisa.

La soledad se viste con tu pelo



Federico: 22/Sep/1991- 18/Febrero/2009

La soledad se viste
con tu suave pelo blanco y negro
tu carita de bueno y un adiós imposible
que se enreda en las paredes de la casa...
No puedo vivir sin ti, y sin embargo, vivo,
besando las fotografías una y mil veces
hasta desgastarlas,
hasta que me queman los labios
y las lágrimas me obligan a sentarme,
mientras pienso:
que la soledad se viste con tu pelo
y no puedo tocaros a ninguno de los dos.







Nuestro último paseo a medio día. 18:00h. Nuestra última hora juntos.

No estoy vencida

Lunska Nicori, mayo de 2009
No puedo creer que en el aire
resida la vida suspendida...
esperando que la recoja
como único aliciente para existirse
dentro de mis venas callosas y escondidas
maltratadas por un destino
más que cierto:
una enfermedad escrita sólo en los libros
y
en mi piel,
como tatuada para el aprendizaje
como camino para andar
como paso para hacer el camino.
Sonrío...,
cara pícara...,
aún estoy aquí
y
no estoy vencida.


Ni en el atardecer puede faltar una cervecita bien fresca.


Tu nombre escrito

LLevé y llevo en mi piel
tu nombre escrito:
jamás sabrás con qué palabras.
Lunska Nicori



Francisco Ayala

Ruego que los comentarios que aquí se dejen vayan en relación a Francisco Ayala, con el fin de no restar importancia a esta entrada.
Gracias.
En el lado derecho de la pantalla, hay un video de Francisco Ayala. Tus comentarios sobre este literato:

Tu voz

Tiemblo si oigo tu voz
la que mueve los recuerdos más oscuros.
Tú quieres que olvide
y yo,
necesito recordar
para no decirte cuánto te quiero.

Tráfico de luces

Al fondo, el castillo de Santa Bárbara (Alicante).
Tráfico de luces,
arcoiris celeste en tus ojos
cuando el mar se oye en lo oscuro,
detrás del olor a jazmín perdido.
Lunska Nicori

Cerca de mi

Hoy es noche de luna, de amor, de música...
Se rompe la poesía
en la pequeña lluvia de verano
que viene a poner frescas
tus palabras en mi memoria
erizándome la piel,
dulcificando mi estancia
que ya está llena de ti.
Descubro,
que el silencio de mi ser,
aún está lleno de ecos,
de aventurado amor
que jamás puso fin a su reino
dejando al descubierto
su frontera de cielo, limitando
con la última de todas mis sonrisas.
Y me doy cuenta porque
la realidad de ti
me hace escuchar
las propuestas del aire,
verte en el fondo de mi copa,
recordarte con la constancia del cuarzo
tenga o no,
otras urgencias que vivir.
La noche es ese ruido de pasos donde descansa el día,
es el camino
de la peregrinación sin límite del pensamiento
y donde exhala el jazmín su perfume.
Es por eso
que casi siempre en la madrugada
hago mi memoria de tu acento
y se mueve mi alma con la música
yéndose donde no alcanza el cuerpo
ni el beso furtivo, ni el deseo.
...Cuando miro a lo lejos
no te encuentro...
porque...
ya estás cerca de mí.
Lunska Nicori

Dedicado a Isabel Romana, sin cuya información habría sido imposible visitar esta exposición.

Lunska. Agosto 2009

LA BELLEZA DEL CUERPO HUMANO. Arte y pensamiento en la Grecia Antigua.

Del 2 de Abril al 13 de Octubre de 2009.

MARQ

MUSEO ARQUEOLÓGICO DE ALICANTE.

(En colaboración con The British Museum).



"Una parte de la vida y aun de cada vida insignificante, transcurre en buscar las razones de ser, los puntos de partida, las fuentes. Mi impotencia para descubrirlos me llevó a veces a las explicaciones mágicas, a buscar en los delirios de lo oculto lo que el sentido común no alcanzaba a darme. Cuando los cálculos complicados resultan falsos, cuando los mismos filósofos no tienen ya nada que decirnos, es excusable volverse hacia el parloteo fortuito de las aves, o hacia el lejano contrapeso de los astros."
Sacado del libro: "MEMORIAS DE ADRIANO", de Margueritte yourcenar.


"No me importa que lloren tus manos,
la plegaria de mis caricias".
Lunska Nicori

LA CIUDAD SIN TI


(A Elisa Séiquer)

LLega la noche.
No me atrevo a mirar las estrellas en medio del ruido.
El silencio es un tesoro enterrado en el centro de las risa.
Soy capaz de bailar en medio de la nada
y capaz de hablar en el vértice del mutismo.
Ahogo, mientras puedo, tu imagen en mi cerveza,
intentando beberme aquella esperanza perdida:
el último adiós
es una batalla con la que nunca cuenta la despedida
y a veces se regresa del ayer
y después no existe el mañana.
Otra cerveza por favor pido,
para quitarme la resaca que da la sed de la memoria,
mientras las páginas en blanco del presente
se escriben al golpe de tu ola.
Una copa más y, caeré de bruces contra el sueño,
el único país donde aún puedo abrazarme
a tu cuerpo de viento.
La ciudad sin ti
es todo cuanto tengo,
tu espacio invencible en el bronce quedo,
y esta curda que me levanta en peso.


Junio, 1996

El Salto.Escultura de Elisa Séiquer[Publicado con anterioridad en http://preludioaunacontecer.blogspot.com]











Lunska, Septiembre de 2009


Te miro a ti,
sí,
a ti que me observas
desde el otro lado de mi inquietud:
¿serás tú quien quiera hablarme,
decirme que el mundo se detuvo un momento
en nuestra mirada?
¿quien me escribirá esas palabras,
las justas palabras
que necesito?
Te miro a ti,
a ti,
con la seguridad total
de que eres tú//es a ti//
a quien espero.
Lunska Nicori




[Un inciso en la calidad literaria: perdón]
Música: Michael Jackson "Todo mi amor eres tú" Live in concert.

Estoy cerca de ti


Estoy cerca de ti:
a un pensamiento
de distancia.

Pasado mañana, 9 de Enero

Pasado mañana es tu cumpleaños,
pero ya no hay regalos que llevarte.
Conversaciones contigo se perderán por el espacio
y espero
sin intención de atraer tu alma,
que si estás cerca te lleguen,
y si no
que no hayan de llegarte nunca.

Un ser de luz sólo debe estar en la luz,
y es el único camino
al que yo quiero conducirte...
...si es que
no lo encontraste;
y lo haré con mis palabras,
aquellas que me enseñaste a pronunciar,
a sentir,
a amar,
a escribir,
y que hoy sin tu lectura
me cuesta tanto arrancar del pecho
sabiendo que no estás ahí
para hablarme de la belleza mientras
me fundes en ella con tu suave cadencia
de voz, dulzura y gesto.

Trece años hacen hoy desde tu entierro.
Junto a tu madre y tu padre, yaces.

Y a mi no me quedan más que los recuerdos
revoloteando como mariposas blancas
en busca de la flor perdida.

Me amaste,
te amé,
vivimos en nuestros últimos años
aquellas confidencias que sólo nosotras podíamos hacernos...
Nadie sabe mejor que yo,
lo que la oración puede ayudarte,
a falta de poder poner mi mano en tu pecho.

Guardo tu energía. Toma la mía.
Que nada cambie lo que nos unió y lo que aún no une.

Pasado mañana es tu cumpleaños,
pero ya no hay regalos que llevarte...
...¿o sí?
Guardaré nuestro secreto.

Dibujo de E.G.M.

Extensa mi boca



Extensa mi boca
en el incendio
pierde la cordura.


Lunska Nicori, Aguilas (Murcia), 1983

No deberías amarme.


No deberías amarme.
He ido arrastrando en mi piel todas las farolas,
el rocío húmedo de cuando huye el sol
dejándonos a ratos,
momentos largos como días,
la sorpresa bellísima de la decorada noche.

He ido dando tumbos contando las baldosas,
oyendo sisear todas las escobas
y mojándome con todas las lluvias,
embebida en la soledad abstracta de mis propias soledades,
drogada por independencias que nunca quise
y que terminé aceptando, mimando,
haciéndolas mías desesperadamente.

Tengo las manos llenas de bailes,
de besos que nacieron de la derrota:
y he mascado el aire a veces con rabia,
enfadándome con mis lágrimas,
como si acaso pudiera parar
la rueda inmensa,
redonda y cálida,
y fría,
y despiadada...,
el sobrecogedor milagro de la vida,
del vivir,
del morir mientras dormía
o hacía postres para los invitados.

No deberías amarme,
darme luz
a mi, que estoy oscurecida.
Déjame que huya con mis sombras ,
tan lejos
que no puedas encontrarme.

Tengo miedo de echar a perder el color de tus cabellos
y quedarme, sin querer, con tu sonrisa.

AKEBIA


Grupo AKEBIA. Ganador del Certamen Murcia joven Canción de Autor en el año 1986.


Lunska, en la foto ampliada, tocando los bongos, colaboró con el grupo con la percusión y la armónica.


Concierto en directo. Jaén 1986.



Amigo Loren


Lunska, con Lorenzo

Loren, en nuestra habitación.

A LAS TRES EN PUNTO

A las tres en punto,
de filo la mañana,
te digo que te quiero.
Hoy sólo tengo el corazón trizado
y un trago de retama por la boca.
He leído tus cartas,
tus recuerdos...
y me cubro de luto
como una mar sin fondo.
Te vivo pleno,
dentro a dentro,
y ya me bebo a sorbos,
casi a tragos,
la copa de tu cuerpo
abrasado de gracia.
Me entusiamo a porrazos,
a locuras
y miro amanecer
de golpe estas palabras.
L.F. Carranza



Dramaturgo y poeta de Cehegín, emigró a Francia, y anduvo por Barcelona, hasta regresar a Murcia, de nuevo su tierra, que lo llamaba más que ninguna otra cosa. Vivía de escribir y de recitar su poesía, llegando a decir de él en el Ateneo de Madrid, que era el mejor declamador de España, y el mejor dramaturgo. Sobrecogía su voz y sus énfasis profundos azaraban el alma, y la hacían correr en pos del latido sereno.

Amigo Loren, finalmente nuestros caminos se separaron y tú volviste a formar otra familia. No hace mucho tiempo me enteré que falleciste. Ya no volverás a decirme: "Eres pequeñica y mala", con tu cara guasona, y tu cariño entrañable, ni volveremos a tomarnos unos michirones con un chato de vino. Siempre te llevaré en mi corazón, y sabe que guardo parte de tu obra, aquella que entre Eli y yo, te ayudamos a pasar a máquina y a encuadernar. También guardo, los trípticos de tus recitales, y múltiples entrevistas en la prensa. Guardo el guión cinematográfico que te pidieron de "Años de Ceniza", obra de teatro que si no recuerdo mal, quedó finalista en el premio Lope de Vega de Teatro, (si la memoria no me falla, F. Fernán Gómez se hizo con el galardón), que más tarde ganaste con "Los Despojos del Invicto Señor". No sé qué pasaría con esta última obra, pero no la he encontrado entre las cosas que guardábamos en nuestra arca. Guardo todo el trabajo que llevabas entre manos cuando compartíamos casa, risas, penas, recitales, magia y vida: un Tesoro.
Amigo Loren, siempre te llevaré en mi corazón.

Cuando estoy lejos de ti


Cuando estoy lejos de ti,
mortalmente herida por la distancia,
es tan fuerte tu recuerdo,
el sabor de tu nombre,
que a veces me olvido
de este hueco en el que me faltas,
y que día a día voy cubriendo
como se cubren las trampas,
del falso calor de tu cuerpo,
tan frío en la memoria,
en la ausencia, en el insomnio,
en el reflejo duro de mi soledad de ti.
Y estás siempre sonriéndote,
hablándome en voz baja,
provocándome con tus brazos,
tus piernas, tu sexo...
y construyo tu sonrisa,
veo mis manos que te alcanzan:
sueño, y deshago mi realidad
para falsificarla en tu nombre,
en tus ojos...,
en el recóndito espacio
que nos deshabita.

DEJAD QUE LOS ANIMALES SE ACERQUEN A MI



Lunska Nicori, Febrero 2009


Lunska Nicori, 1981


Lunska Nicori, Totana (Murcia), primavera 2009.



Lunska Nicori, Puebla de Sanabria, 1997.



Lunska Nicori, Valencia, agosto 2001.
Los potros se acercan a mi, mientras observo los caballos que están dentro del picadero.


Lunska. Valencia, 2001



Sacando una yegua para prepararla para montar.
Lunska, Club Hípico Carrascoy, 1981



Saliendo de una de mis clases de equitación.
Salabosque. Lunska, 1984




Los últimos rayos de sol del atardecer.
Lunska, con uno de sus Rubios, en su anterior casa en el campo.
Invierno, 2008. Al fondo la Sierra de Carrascoy



Lunska, verano 1998. Sierra Espuña. En la foto aparecen tres jabalíes. Habían muchos más.
Aunque parezca mentira, son jabalíes salvajes,(hembras con sus jabatos), que campan a sus anchas por la sierra.



Lunska, con Federico. El Campello (Alicante). Primavera, 2001.